¡COMO VIENE VA! MIS RECUERDOS DE DOUGLAS RUUD

Por, Edel Espinosa (foto de arriba)

¿Qué puedo decir del aviador Douglas Ruud Molé? Por mucho tiempo conocí algo de las dificultades de Douglas, hoy me siento arrepentido por no haberlo abordado cuando lo vi en un ómnibus en la Habana. Era por 1984 y yo era como un apestado. Muchos me negaban el saludo y me cohibía de saludar a cualquier pensando pudiera hacerle daño. Así se vivía y se vive en un país totalitario como Cuba.

Pasado los años y en una visita a la Fundación Cubana Americana, Martín Pérez me da la noticia: Pronto llegará al exilio el piloto Douglas Ruud Molé. Al poco tiempo, mi gran amigo Armando León me llamó y me informó que ya Douglas  estaba aquí y me dio su dirección y teléfono. De inmediato lo llamé y nos pusimos de acuerdo para vernos y acudí al lugar donde estaba con unos familiares. Su esposa estaba por New Jersey.

Dimos vueltas por Miami; y al salir a relucir el nombre del capitán René García me manifestó el deseo de verle. Como yo conocía a René, sabía dónde vivía y nos encaminamos a la casa de René, una amabilísima persona.

Al encontrarse estas dos personas se fundieron en un fuerte abrazo; Douglas alumno aventajado había sido instructor del otro en los aviones ingleses Sea Fury. García llamó a la familia  y  les dijo: “quiero presentarles a un piloto que por suerte no me vio cuando yo ataqué San Antonio y también cuando Girón, de seguro me hubiera derribado”.

Recuerdo que Douglas y yo almorzamos en el Latin American de la 107 Ave. Y la calle Flager, en Miami. Otro día hicimos el mismo recorrido y después lo llevé a la casa de Eduardo Ferrer. Repito, yo Edelberto (Edel) Espinosa fue la persona que lo llevó a la casa de Ferrer y digo esto porque se ha estado mintiendo.  No hubo llamada de Cuba a Ferrer.

Hoy día no me perdono haber actuado de esa forma ya que  su muerte ha sido algo sospechosa. Sobre mi opinión de Douglas como persona no tengo nada malo que decir: serio, preocupado por su preparación como piloto de caza, respetuoso, un gran piloto de guerra, con un historial de antes de 1959 y después, por lo no me extraña que fuera blanco de muchos que carecían de esto. Los despreciables e intolerantes como Reina Beritáin, Lamas, Mora, Rubén Martínez Puente y por supuestos otros.

A Douglas Ruud Molé lo expulsaron de la Fuerza Aérea (castrista), le hicieron registro en su casa, le amenazaron con matarlo, lo metieron preso y fue enviado a La Cabaña de donde se escapó. En otras palabras: le hicieron la vida imposible, un yogurt. Fue una víctima más de este régimen maldito, lleno de víctimas que reclaman el final de los Castro.

En mi opinión algunos de estos personajes los ha golpeado un Boomerang muy fuerte y han sido enviados al infierno sin ticket de regreso. Faltan algunos que son tan despreciables, tan hijos de buena madre que no servirán ni para detritus humanos. La tierra fértil de Cuba no los absolverá y donde los hayan enterrado  no crecerá ni el marabú, ni el Guao. Al infierno es donde irán a morar por malos cubanos, malas personas, asesinos y destructores de la más bella tierra que ojos vieran.

En paz descanse Douglas Ruud Molé.

Esta pequeña semblanza ha sido escrita por petición de George Ruud Vilá, hijo de Douglas, quien reside en Buenos Aires, Argentina que me solicitó escribir sobre su padre.

Edelberto (Edel) Espinosa, piloto aviador

Un Comentario sobre “¡COMO VIENE VA! MIS RECUERDOS DE DOUGLAS RUUD

  1. Has hecho muy bien. No te culpas de nada.Saludos desde España

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15