DE LOS ARCHIVOS DE NUEVO ACCIÓN: UNA ENTREVISTA CON EL LEGENDARIO ALFREDO DE MALIBRÁN

En la foto: de izquierda a derecha, Alfredo de Malibrán, ex Segundo Jefe de la Legión Extranjera Anticomunista y ex preso político; nuestro Sub-Director Dr. Luís Valdés y el ex preso político cubano Ramón Mestre, padre. La foto fue tomada en casa de Mestre en el transcurso de la entrevista exclusiva realizada por nuestro Sub-Director a Malibrán.

Por primera vez Malibrán se decide a hablar y lo hace en exclusiva para nuestro diario digital

Una primicia exclusiva. (Especial para Nuevo Acción)

“La Conspiración Trujillista”

Por Dr. Luís Valdés

Hay momentos que pasan en la vida que quedan grabados y son tan importantes que no se olvidan. Mi adolescencia está llena de muchos de estos recuerdos y aunque hay muchas cosas del pasado que se me olvidan y que solo vuelven a la memoria cuando alguien hace alguna mención hay otras que han quedado grabadas por siempre y nada las borra. Son estos recuerdos los que llenan la existencia y hacen la diferencia.

Las memorias más tempranas de mi adolescencia se remontan a medio siglo o sea al primero de enero de 1959 con el triunfo del sistema castrista, el robo de todas las libertades, el robo de la familia, el robo de la patria y sobre todo el robo de Dios y por consiguiente nuestra posterior salida de Cuba, primero de mi padre y después en mayo del propio año mi madre, mi pequeño hermano y yo para reunirnos todos de nuevo y finalmente establecer residencia en Miami.

Por aquella época contaba solo con 14 años de edad pero recuerdo a mi padre, un ex-militar de recibir correspondencia de República Dominicana que aún guardo en mi poder y de mantener conversaciones con  antiguos compañeros y otros exiliados acerca de la formación de una legión extranjera anticomunista en ese país. Cursaba el mes de junio cuando se oían las noticias de una invasión cubana a tierras de Quisqueya y de sus posteriores y fallidos resultados. Semanas más tarde en el mes de agosto se revertía la historia y los medios noticiosos hablaban ahora de una expedición procedente de Dominicana que llegó a Trinidad por vía aérea compuesta por exiliados cubanos para derrocar a Fidel quien la denominó “La Conspiración Trujillista”.

A través de los años me fue de interés el conocer la verdadera historia de esta supuesta conspiración, leí muchos artículos y en mi estancia en  Dominicana en los años 70 cuestioné a conocedores del tema, pero tomé cuenta que aún carecía e ignoraba ciertos datos de la época, supe de la participación de Eloy Gutierrez Menoyo y de William Morgan quién pagó con su vida frente a un pelotón de fusilamiento.

La llamada conspiración fue un magnifico plan que produjo grandes beneficios para Fidel que calificó como conspiradores a muchos ciudadanos cubanos demócratas; valiosos anticomunistas de diferentes esferas sociales que nada tenían que ver con Trujillo. Esto le sirvió para detenerles y llevarles a prisión además le fue de suma importancia al proporcionarle una magnifica excusa para hacer la primera limpia eliminatoria dentro del propio régimen de antiguos elementos inocentes que habían pertenecido al anterior gobierno y que posteriormente pasaron a las filas de la revolución.

Un gran amigo, Ramón Mestre (padre)  fue uno de los involucrados y acusados de conspirar. Cumplió 19 años de presidio político en las ergástulas del régimen. Es alguien a quien no he dejado respirar cada vez que le veo, haciéndole continuamente preguntas con respecto a los pormenores y acontecimientos. Todo un caballero jamás se ha inmutado con mis inquisitivas cuestiones y con su acostumbrada paciencia siempre contesta mis preguntas. Hace solo unos días nos invitó a una cena para que conociera un compañero del presidio político que reside en Europa y venía a visitarle, un ex-legionario de la famosa Legión Extranjera Francesa y que había desembarcado en Trinidad en agosto de 1959 entonces como miembro de la Legión Extranjera Anticomunista del Caribe.

Finalmente llegó el ansiado día y en el hospitalario hogar de los Mestre conocí a Alfredo de Malibrán y Moreno. Fue una noche interesante, de amplio aprendizaje y muchos recuerdos, disfrutamos de las exquisiteces que nos tiene acostumbrado Carmina, la esposa de Ramón, distinguida dama que también sufrió la crueldad del presidio político. Bebimos y degustamos de una excelente cena producto del arte culinario del polifacético Ramón.  Después de tan agradable cena nos sentamos a conversar y por primera vez ahora tenía frente a mí a dos de los protagonistas que fueron acusados y sentenciados en dicha conspiración. El cubano apresado en La Habana y el legionario extranjero capturado en el desembarco de Trinidad. Pude observar la genialidad de la chispa y química que hay en estos dos hombres que no se conocían antes de coincidir en el presidio político cubano y que de alguna manera por esas inexplicables cosas del destino sus vidas cambiaron para siempre.

A continuación nos embarcaremos en la difícil y apasionante tarea de servir los hechos, trataremos de ser estrictos en el orden de importancia, revisaremos las significantes contribuciones de estos hombres y prestar atención a lo que me era desconocido.

Para poder aceptar ciertas verdades debemos proponernos la tarea de investigar y realizar exégesis que nos ayude esclarecer el camino de la búsqueda de la verdad y comprender debidamente los hechos que articulan esta crónica. Para valorarlos en su justa dimensión es indispensable tener una perspectiva del contexto en que los mismos ocurrieron o sea una perspectiva de época lo que significa disponer de una imagen de las circunstancias históricas, políticas, culturales o de cualquier otra índole vigente de la época.

Comencé  con las preguntas a Alfredo a quien por su inconfundible acento le califiqué de Español:

¿Dónde nació? –  En Ceuta

¿Poseía usted alguna experiencia militar cuando se unió a la famosa Legión Extranjera Francesa?- Si vengo de una familia de militares    (padre, tíos, primos, etc…)

¿Fue Alférez Provisional o participó en la guerra civil española?

No hombre… yo era un pequeñin.

¿Estudio en la academia militar de Zaragoza?

Si y No (No terminé. De ahí partí para La Legión Extranjera Francesa)

¿Cómo y dónde nace La Legión Extranjera?

La Legión Extranjera Francesa es una unidad élite del Ejército Francés establecida en 1831 fue creada como una unidad para voluntarios   extranjeros  y el lugar de nacimiento fue Argelia.

¿Participó en algún combate con La Legión?

En Indochina en la guerra Franco-Indochina en la defensa de Dien Bien Phu, en Africa, en Argelia y en alguno que otro lugar del mundo

¿Que era La Legión Extranjera Anticomunista del Caribe?

Se creó en La República Dominicana. Era una fuerza militar esencialmente anticomunista organizada con el fin de armar y preparar una fuerza para  defender al país y al Caribe del comunismo y principalmente de las  ideas expansionistas de Fidel Castro y si era, necesario invadir Cuba

¿Cómo es reclutado usted y quienes componían La Legión?

Yo junto a otros fuimos reclutados en Marsella y volamos a Paris donde nos recibieron con honores De ahí partimos para Dominicana en unos aviones negros y  sin ventanas donde esperaba el coronel croata Vladimir Secen. La Legión estaba compuesta por: legionarios franceses, españoles, ex soldados alemanes, yugoeslavos, griegos, Italianos e Italo-americanos y   ex-militares cubanos.

¿Cuál era su especialidad?

Yo era especialista en guerra Anti-Guerrillas, bazookas y morteros

¿Cómo conoció al legendario Coronel Croata Vladimir Secen?(En la foto a la izquierda)   

Lo conocí  al llegar a La República Dominicana. Era el jefe de la legión. Un valiente legionario y quien era el Presidente de Croacia en el exilio.

¿Cuéntenos de su participación y la de Vladimir Secen en La legión  Extranjera Anticomunista que estaba lista para derrocar a Fidel Castro y    que fue traicionada por Eloy Gutierrez Menoyo y los démas dirigentes del    II Frente Nacional del Escambray?

Conocí al Coronel Vladimir Secen en Rep. Dominicana. Él era quien estaba a cargo de dicha Legión y yo pasé a ser su segundo..

Nota del Director de Nuevo Acción: Tuvimos el honor personal de compartir una bella amistad con el mítico Coronel Vladimir Secen, jefe de los Ustachis Croatas en el exilio. Al principio, Vladimir fue junto al Mayor Miller, entrenador militar de los Comandos de la sección militar del Movimiento Nacionalista Cristiano, del que yo era Jefe Nacional, y después se convirtió en una especie de asesor militar nuestro. Recordamos que cuando teníamos nuestra estación radial de onda corta, “Radio Cadena Nacionalista” (RCN) desde la que transmitíamos hacia Cuba, el Coronel Secen se dirigió, a través de nuestros micrófonos,  varias veces, en su propio idioma, a los asesores militares croatas que estaban en Cuba. Tambien recordamos que fuimos los únicos que conseguimos que el Coronel Secen, acudiera a un programa de radio de cubanos exiliados (Opinión Pública, de Antonio Arias (padre), que se transmitía a las 11 PM por la WFAB, “La Fabulosa de Miami”) donde por primera vez habló de la forma en que combatió y capturó a los expedicionarios de Constanza, Maimón y Estero Hondo. Por mis largas conversaciones con Secen  sobre el tema, puedo dar fe de que lo narrado por Malibrán al Dr. Valdés se ajusta exactamente a la verdad de los acontecimientos.

Publicado originalmente en la EDICIÓN DEL LUNES 29 DE DICIEMBRE, 2008

WordPress theme: Kippis 1.15