EL FINAL DE LA OPOSICIÓN EN CUBA

KERRYENLAHABANACONSUSDISIDENTESDELALEALOSPOSICIONSANTIAGOCARDENASDR.Por, Dr. Santiago Cárdenas- Especial para Nuevo Acción

Me refiero a la oposición que desfila. La Soler fue advertida muy en serio ayer,   que cesaran las marchas. Y lo van a hacer .Utilizando arrestos masivos y  violencia institucional.  Y eso; eso viene pronto, tal vez hoy mismo o antes de Navidad.

“Todos  marchamos” molesta. Se acaba  la misa dominical de Santa Rita.  Existe un nuevo ministro del interior, que no va a continuar con la línea tolerante del anterior. Con el halconísimo Fernández Gondin  no se juega.

La opinión internacional  continúa  frívola y mirando pa’l otro “lao”. De manera que el momento es  el ideal. La “tormenta” perfecta  para el cambio – fraude. El Potomac  obsequioso; el Almendares  contaminado, más   apestoso que  nunca y  las bendiciones papales desde el mismísimo Tíber.

Esta es  la crónica de una muerte anunciada, en medio de la diversión migratoria de Panamá.

Pero,  para la involución cubana y su perversidad intrínseca, todo está programado. El plan B consiste en  una alternativa,  para lavar la cara  del mono partido: la oposición obsequiosa, llamada oposición  “leal” por las ovejitas del Cardenal—señores Veiga y González—que la engendraron  en el magazine  laical Palabra Nueva, desde hace años.

Ya ven: tardaron mucho; pero al final: “por sus frutos  los estamos conociendo”,  parafraseando el  Nuevo Testamento. Dos requisitos para la neo oposición controlada. Primero oponerse al llamado bloqueo; luego, que  los “cambios”  vengan despacio. A paso de jicotea. El segundo de los requisitos es el más importante. En ello les va la vida a los comunistas del Archipiélago.

Si quiere conocer quiénes  serán los futuros parlamentarios permitidos,  dispuestos  a sentarse impúdicamente en el  Capitolio  ya remozado, revise las fotos de la visita de Kerry  a la Habana. Allí encontrará diez caras muy conocidas: “Los diez de Kerry”,  entre  “selfies”, cocteles y croqueticas.(Ver foto grande que encabeza este artículo)

WordPress theme: Kippis 1.15