EN CUBA, TAL PARECE QUE HASTA LA NATURALEZA ESTUVIERA EN CONTRA DEL RÉGIMEN.

Una nota de Aldo Rosado-Tuero

Esta foto me acaba de llegar de Cuba. Y estoy asombrado y anonadado. Es una foto actual del Río Cambao, cuando pasa por la que fuera la finca de mis abuelos maternos en Cambao, barrio del término municipal de Yaguajay. En ese mismo lugar,  yo pescaba y me bañaba, siendo un mozalbete, cuando el agua del rio  cubría un ancho cauce y  llegaba hasta  el naciniento de las vetustas matas de mango, conocidos por “los mangos de Pepe”, bautizadas así pues las posturas las había traido de regalo a sus suegros, mi padre. 

Tal pareciera que hasta la naturaleza se niega a cooperar con los detentadores del poder, que han destruido la otrora bella  isla de Cuba.

¡ Qué dolor y que tristeza me produce ver como todo ha cambiado tan drásticamente y el constatar que ya nada  volverá a ser igual a cuando ya era feliz,  en mis frecuentes visitas a la casa de mis abuelos!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15