EN ESPAÑA EL GOBIERNO EXHUMARÁ A FRANCO: “SE HARÁ SIN URGENCIAS. PERO ES EL MOMENTO”

En la foto: Pedro Sánchez y sus compinches. Pedro Sánchez, en la reunión de la permanente de la ejecutiva de este 18 de junio, con José Luis Ábalos, Cristina Narbona, Adriana Lastra y Óscar Puente. (EFE)

Los socialistas consideran la reactivación de las medidas de memoria histórica un asunto “clave” para esta nueva etapa, aunque no dan concreción aún de los pasos que van a seguir

Por, Juanma Romero

Pedro Sánchez sabe de la importancia simbólica de la memoria histórica, una materia totalmente arrinconada por el Ejecutivo del PP en sus años en el poder. Ahora tiene la oportunidad porque es él el que está en La Moncloa y está dispuesto a ir activando medidas en el plazo “más breve posible”. Y la que está más clara es la exhumación del cuerpo de Francisco Franco del Valle de los Caídos. El Gobierno lo hará “sin urgencias“, “sin precipitaciones“, intentando no causar “estridencias“, pero está convencido de que ha de hacerlo. Porque “es el momento”.

La reactivación de la memoria histórica fue abordada este lunes en la primera reunión de la comisión permanente de la ejecutiva federal que se celebraba en Ferraz tras el acceso al poder de Sánchez en virtud del triunfo de la moción de censura contra Mariano Rajoy. No se acordó nada, según indicó Óscar Puente, el portavoz de la dirección, porque es una cuestión que ahora compete al Ejecutivo. Pero sí se dieron algunas pistas de por dónde irán los primeros pasos.

Lo que a día de hoy más claro tiene el PSOE y el Gobierno es la necesidad de sacar al dictador del Valle de los Caídos. “Es el momento de tomar esas decisiones y las vamos a tomar, sin urgencias, sin precipitaciones y generando las menores estridencias posibles”.

Este es, defendió el también alcalde de Valladolid, un “asunto clave para el PSOE y para el Gobierno, que va a tratar de cumplir la Ley de Memoria Histórica y que estudia cada paso que debe darse para convertir el Valle de los Caídos en un lugar de reconciliación y memoria de todos los españoles”, y “no de exaltación“. El Gobierno de Sánchez está estudiando, abundó, las iniciativas legislativas presentadas por el Grupo Socialista y por el resto de formaciones, e intentará ponerlas “en marcha en el plazo más breve posible” y con “el mayor consenso” que pueda.

El propio Gabinete de Sánchez tampoco da más precisiones. Según explicó este lunes a los medios la ministra de Justicia, Lola Delgado, se está “haciendo un estudio jurídico profundo sobre el tema de la adaptación de la Ley de Memoria Histórica y de la respuesta legal para ello”. Y dijo que “no hay fecha” para conocer cuando será posible sacar los restos del dictador. Fuentes de la dirección del partido y de Justicia indicaban a este diario que para exhumar el cuerpo de Franco no haría falta ninguna ley, aunque sí quizá informes de Patrimonio Nacional, gestor de la basílica, y llamada imprescindible a la familia para saber dónde querrían trasladarlo.

La intención del ministerio que dirige Delgado es, primero, reestructurar su departamento, para elevar de rango la división en la que está encuadrada la memoria histórica, para que pase a ser una subdirección general, con más aparato administrativo. Esa remodelación de Justicia se llevaría al Consejo de Ministros de este viernes (o como mucho, al próximo), con el fin de que el informe sobre el Valle de los Caídos esté listo pronto. En el ministerio repiten que la decisión de exhumar a Franco está tomada, aunque pueda ser “polémica”, pero se quiere hacer “rápido y bien“, con todo el soporte jurídico.

Iniciativa decaída

Que busque el Ejecutivo el mayor consenso no quiere decir que se vaya a paralizar si no lo logra. Puente dejó claro que será el Gobierno el que determine “qué pasos va dando”, y que “planteará las iniciativas que considere oportunas” para “cumplir con la ley de forma paulatina“. Se buscará el “máximo” acuerdo, pero “no puede incumplir sus compromisos en esta materia”. Es decir, que se intentará “conciliar el consenso” con el “cumplimiento de los compromisos”.

El PSOE recuerda que ya hay un mandato parlamentario. En concreto, el 11 de mayo de 2017 el pleno del Congreso aprobó una moción socialista en la que, entre otros puntos, se pedía exhumar a Franco y colocar a José Antonio Primo de Rivera en un lugar menos preeminente de la basílica. Esa iniciativa salió adelante con 198 votos a favor y solo 140 abstenciones, las de PP y ERC. Ese texto directamente fue enterrado por el Ejecutivo de Rajoy, que jamás hizo caso a los temas de memoria histórica. Después de aquella moción, el PSOE presentó una proposición de ley más completa, pero que fue vetada por el Gobierno del PP, por lo que decayó. De ahí que este lunes abordara este asunto la permanente del partido, a propuesta del secretario de Justicia, Andrés Perelló. “Daremos cumplimiento a lo que el Congreso ya decidió que se hiciera”, dijo esta mañana, a su llegada a la reunión en Ferraz, la vicepresidenta del Ejecutivo, Carmen Calvo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15