GRETA THUNBERG PARA “DUMMIES”

Por, Liberal Enfurruñada

Todos hemos oído hablar de esa activista medioambiental sueca de 16 años que ahora se ha tomado un año sabático sin haber terminado la enseñanza básica y está diagnosticada con el síndrome de Asperger, trastorno obsesivo-compulsivo y mutismo selectivo. Junto a su padre, Greta ha cruzado el Atlántico en catamarán para asistir a la Cumbre del Clima que se celebra en Madrid del 2 al 13 de diciembre, teniendo previsto llegar a Lisboa la tarde del martes para, desde allí, trasladarse a Madrid en el coche eléctrico que les ha ofrecido la Junta de Extremadura, aunque a última hora pueden cambiar de planes, ya que la Plataforma Salvamos la Montaña de Cáceres, que se opone a la puesta en marcha de una mina de litio en el entorno de la ciudad, les han pedido que no acepten el coche de batería de litio que le ofrecen. Hemos escuchado sus discursos catastrofistas y airados, como el que pronunció en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de 2018, pero es necesario saber algo más sobre ella.

Se dio a conocer en agosto del año pasado cuando la fotografiaron protagonizando una huelga escolar ella sola frente al parlamento sueco con un cartel que decía «huelga escolar por el clima». Así supimos que con 9 años se hizo vegana y se negó a volar en avión para reducir su “huella de carbono”, por lo que su madre, la cantante de ópera Malena Ernman y su padre, el ex actor y productor Svante Thunberg, que ejercía como mánager de su mujer, se vieron “forzados” a abandonar sus carreras. Pero su salto a la fama mundial, no fue tan casual como nos han contado. Nos dijeron que cuando el 20 de agosto de 2018 Greta se manifestaba delante del parlamento sueco casualmente pasó por allí Ingmar Rentzhog, un magnate sueco fundador de la plataforma de redes sociales “We Don’t Have Time”. Rentzhog subió una fotografía de Greta a su Facebook y de allí la recogió el periódico de más tirada del país que rápidamente viralizó su historia, otros estudiantes la imitaron y popularizaron rápidamente un movimiento de huelga climática escolar llamado ‘Fridays for Future’ que llevó a Greta ante el Papa, Naciones Unidas, el Foro Económico Mundial y hasta a ser propuesta para el Nobel de la Paz.

Pero The Sunday Times descubrió que eso fue un cuento montado entre los padres de la niña y el magnate Ingmar Rentzhog, quien ya ha reconocido que los activistas medioambientales le habían avisado por email de que la niña iba a estar allí y que conocía a los padres de Greta desde meses antes de hacerle esta fotografía tan oportuna. “Casualmente” además la huelga de la niña y la viralización mundial de su foto coincidió con el lanzamiento del libro de su madre, ‘Scenes from the Heart’, en el que cuenta cómo “trabajar para salvar el planeta ha salvado la vida a su familia”. Su descubridor, Ingmar Rentzhog, había colaborado durante años con el ‘Climate Reality Project’ de Al Gore y con varias empresas energéticas del lobby ecologista con intereses en renovables y preside también un ‘think tank’ llamado Global Challenge, en el que están involucrados líderes de lobbies, ejecutivos de empresas energéticas, empresas de capital riesgo de energía verde, e incluso políticos.

Así pues, como afirmó el diario británico «sea o no consciente de ello, esta niña es la punta de lanza de una estrategia de presión que busca generar unos réditos empresariales concretos». Todos estos lobbies de empresas energéticas con intereses en las nuevas energías verdes subvencionadas tratan de forzar a la economía global al Pacto Global Ecológico mediante acciones que consigan una amplia movilización social contra los gobiernos nacionales y para ello han adoptado el discurso neocomunista, llegando a afirmar en un artículo publicado la semana pasada por Greta que: “Los sistemas de opresión coloniales, racistas y patriarcales han creado y alimentado la crisis climática. Necesitamos desmantelarlos todos”. Para todos estos catastrofistas del cambio climático, la única forma de salvar el planeta es seguir el plan de emergencia climática del Club de Roma y ecologizar inmediatamente el negocio energético mundial a través de inversiones gubernamentales y legislaciones de emergencia. Greta es fundamental para esos lobbies ya que los discursos científicos son contrarrestados por los datos de otros expertos que opinan que todo eso es exagerado, pero cuando una pobre niña autista llora porque le han arruinado su infancia, a ver quién es el despiadado fascista que se atreve a ponerse enfrente.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15