LA GORDURA Y LA FLAQUENCIA

Por, Esteban Fernández-Exclusivo para Nuevo Acción

La cosa más difícil de mi vida en los Estados Unidos es la forma de ver la gordura. Donde yo nací y me crié ser gordo era sinónimo de saludable y ser flaco era considerado como “estarse comiendo un cable y estar desnutrido y anémico”.

Encima de eso tuve una madre absolutamente decidida a evitarme la flacura. Y mientras más flaco estaba más ella se encarnaba en llevarme al médico y darme cuanto reconstituyente encontraba para dármelo.

Mami me daba “Yodotánico”, “Vino desgrasado Herrera”, “Emulsión de Scott” y llegaba al extremo de darme un trago de algo muy degradable llamado “Bistí” que se lograba exprimiendo un pedazo de bisté de hígado de las vacas.

Todavía antes de morir mi madre cuando yo le enviaba una foto después de yo haber engordada 20 libras se quedaba y sufría por lo delgado que yo estaba. Y me decía: “Tú lo que necesitas es que yo te haga una fabada”.

Y entonces yo no he podido salir de ese síndrome y choco con la mentalidad actual donde si uno le dice a una mujer: “¡Muchacha pero que bien te ves, has engordado cantidad!  se insulta y es capaz que nos suene una galleta.

Yo no puedo ver ninguno de esos concursos de bellezas como “Miss América” y “Miss Universo”. A los 10 minutos me aburro de ver “bacalaos” que no pesan ni 110 libras.

Cuando he ido a Las Vegas a ver alguno de los Shows de modelos semidesnudas flacuchas y desnutridas y todas con los senos que parecen haber sido fabricados por el mismo cirujano, salgo de ahí completamente decepcionado.

Hasta a mis hijas jamás les hago un halago porque enseguida se molestan y me responden: “Sí, papi, ya sabemos que hemos engordado”.

Y el día en que más yo me di cuenta de eso fue viendo un programa de Johny Carson y presentaron a Iris Chacón bailando. Los cubanos estuvieron una semana esperando su presentación.

Cuando apareció bailando entonces el público americano comenzó a reírse creyendo que era una comediante y un amigo mío llamado Rafaelito me miró y me dijo: “¡Que va, estos americanos no saben nada de mujeres!”

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15