LA VISITA EXITOSA DEL PRESIDENTE JAIR BOLSONARO A LOS ESTADOS UNIDOS

Por, Frank de Varona

El presidente brasileño Jair Bolsonaro se reunió el 19 de marzo de 2019 con el presidente Donald J. Trump en la Casa Blanca para discutir muchos asuntos de gran importancia. En la foto aparecen los dos presidentes intercambiando camisetas de equipos de cada país.

El presidente de Brasil Jair Bolsonaro comenzó 18 de marzo de 2019 una visita a los Estados Unidos. El mandatario Bolsonaro llegó a la nación acompañado de varios de sus ministros y de su hijo con el objetivo de ampliar la cooperación diplomática y comercial entre las dos economías y democracias más grandes del Hemisferio Occidental.

Comenzó su visita en la sede de la CIA y no es de extrañar debido a su deseo junto a las naciones del Grupo de Lima de expulsar del poder al sanguinario déspota Nicolás Maduro de Venezuela. Desde Brasil con anterioridad y después de llegada a los Estados Unidos manifestó el presidente del país más grande de América del Sur su admiración por nuestra nación. Además de expresar su deseo de acercar su país hacia una cooperación más estrecha con Washington.

El hijo del mandatario de Brasil, el legislador Eduardo Bolsonaro, que lo acompaña en su primera gira al exterior como presidente describió a la CIA como “una de las agencias de inteligencia más respetadas en el mundo”, en un tuit. Durante su visita a la sede de la CIA en Langley, Virginia,  el presidente Bolsonaro subrayó la enorme  diferencia entre su gobierno y el de su antecesora, Dilma Rousseff, del Partido socialista anti-estadounidense de Trabajadores. Expresó que vino para examinar “temas internacionales en la región”.

Ese día el presidente Bolsonaro dijo en la Cámara de Comercio de Estados Unidos, “En la actualidad, ustedes tienen a un presidente que es amigo de Estados Unidos y admira este hermoso país”. El líder brasileño comparó su victoria con la del presidente Donald J. Trump en 2016 durante su discurso ante la Cámara de Comercio, cuando describió haber enfrentado “noticias falsas” de la prensa. “Nosotros queremos tener un Brasil grande igual que el presidente Trump quiere tener un Estados Unidos grande”, declaró. A Bolsonaro le dicen el Trump tropical porque es conservador y nacionalista.

El 19 de marzo de 2019, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, y el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, se reunieron en la Casa Blanca y después participaron juntos una conferencia de prensa en la Casa Blanca.

El mandatario brasileño se reunió el 19 de marzo de 2019 con el presidente Donald J. Trump para discutir diferentes asuntos de gran importancia entre ellos como  incrementar las inversiones estadounidenses en Brasil y buscar una solución a la crisis política en Venezuela derrocando al dictador de esa sufrida nación. Ambos presidentes se elogiaron mutuamente y prometieron una estrecha cooperación.

El presidente Donald Trump pidió el 19 de marzo de 2019 a los militares de Venezuela que “detengan su apoyo al dictador venezolano, Nicolás Maduro, que realmente no es nada más que una marioneta de Cuba”, para “que su pueblo finalmente sea libre”.
El presidente Donald J. Trump discutió la crisis humanitaria de Venezuela durante una reunión con el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, en la Casa Blanca. Trump no quiso pronosticar cuánto tiempo pasará, a su juicio, para que el sanguinario Maduro abandone el poder, pero opinó que “en algún momento las cosas cambiarán”.

El presidente Donald Trump expresó lo siguiente: “Creo que puedo hablar por ambos países: todas las opciones están sobre la mesa”. Todavía no hemos apostado por las sanciones realmente duras. Podemos optar por las sanciones duras, todas las opciones están abiertas, así que podríamos hacer eso”. El presidente subrayó que conoce “exactamente” lo que quiere que pase en Venezuela a partir de ahora.

 

El presidente estadounidense apuntó lo siguiente: “Es una pena lo que está pasando en Venezuela, la muerte y la destrucción, el hambre. Es difícil creer que uno de los países más ricos es ahora uno de los más pobres, así que hablaremos largo y tendido sobre eso” El presidente Jair Bolsonaro no descartó que pueda apoyar una posible intervención militar en Venezuela, después de que Trump asegurase que los dos mantenían “todas las opciones sobre la mesa”.

El presidente Trump subrayó que ha decidido “designar a Brasil como un aliado estratégico” militar fuera de la Organización del Tratado Atlántico del Norte (OTAN), y que presionará para incluirlo en la OTAN con el objetivo de reforzar la cooperación de defensa. “Designaré a Brasil como un aliado estratégico fuera de la OTAN, o quizá incluso posiblemente un aliado en la OTAN. Tendría que hablar con mucha gente, pero quizá será un aliado en la OTAN”, declaró el presidente Trump.

La designación de aliado fuera de la OTAN le permitirá a Brasil trato preferencial en la compra de equipo militar de los Estados Unidos y oportunidad de adquirir equipo militar gratis que la nación no necesita. Argentina ya tiene esa designación al igual que 16 otros países. La alianza de la OTAN está formada por 29 naciones.

El presidente Trump declaró que apoyará a Brasil a que se una a la Organización para Cooperación y Desarrollo para poder atraer más inversiones extrajeras a esa nación. Para Estados Unidos Brasil es un gran aliado que por primera vez en décadas tiene un presidente conservador y pro-estadounidense.

La conferencia de prensa se celebró después de que ambas naciones firmaran varios acuerdos bilaterales, entre ellos uno que permite a Estados Unidos utilizar el Centro de Lanzamiento de Alcántara en Brasil para enviar satélites al espacio, y de que Brasil anunciara la cancelación de los requisitos de visa a los turistas estadounidenses.

Jair Bolsonaro fue elegido como presidente en 2018 y es un gran admirador del presidente Donald J. Trump.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15