MÁS SOBRE EL CAÍN CUBANO- PRIMERA PARTE

Por Aldo Rosado-Tuero

Mi hermano Pepe o Andy, el serio y respetado historiador José Ramón Fernández, me aporta interesantes datos sobre el tema de la historia de los hermanos Martínez Andrade que he tratado en tres artículos anteriores.

“Aldo,

No sé si estos datos te serán útiles para el proyecto pero sí sé que te resultarán interesantes.

Mientras buscaba la información sobre Julio, el fratricida frustrado, noté una contradicción en el libro de Raúl (alias Juan Carlos) Fernández.

En su recuento general sobre los alzamientos de los sesenta, el autor dice (en la página 21) que en 1962 las “fechorías disminuyeron a finales del año, cuando se capturó a Arnoldo Martínez Andrades [sic].”  Después, en un relato que ofrece como textual de boca de Julio, dice “que Arnoldo había muerto en un combate contra las milicias en la zona de Yaguajay” (pág. 103).   El lector se queda sin saber si Arnoldo murió en combate o lo fusilaron después de capturado.

El caso de Arnoldo lo toca tangencialmente Norberto Fuentes en uno de sus menos conocidos libros, “Posición uno” (Ediciones Unión, 1982, pág. 75).  Esta es una recopilación de artículos periodísticos y en uno de ellos Fuentes dice que “Arnoldo Martínez y ocho bandidos más eran capturados en un cerco” el 1º de octubre de 1962; en esta versión, fusilado después.

En un nuevo libro cuatro años después (un refrito del refrito de 1982), Fuentes enmienda lo dicho y ahora informa que “Arnoldo Martínez y ocho bandidos más eran aniquilados en un cerco” (pág. 229).   Pero ahora también hay más: Fuentes recoge un testimonio de un cabo del gobierno, Gerardo Díaz Gutiérrez, quien describió lo sucedido cuando el peine chocó con los alzados: “a decir verdad, Arnoldo era un huevúo.  Peleaba de pie. Entonces se ordenó una concentración de disparos.  Con esa concentración le llevamos un trozo de cabeza. Y los sesos se le vaciaron, acompañados de las raíces de los ojos” (“Nos impusieron la violencia”, Editorial Letras Cubanas, 1986, p. 256).  Más novedoso quizás es la inclusión de varias páginas del diario de Arnoldo que te adjunto aquí.

Un abrazo,

Pepe”

A continuación los fragmentos del diario de Arnoldo Martínez Andrade dado a conocer por la tiranía:

(Continuará)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15