PARA QUE SE RÍA O SE INDIGNE: 12 ONZAS DE POLLO POR PERSONA NUEVE VECES AL AÑO

Como lo publica 14 y medio- Por Zunilda Mata,

La noticia ha pasado de manera discreta en los medios oficiales, pero desde inicios de este año la cuota del llamado “pollo por pescado” ha sido eliminada del mercado racionado. La medida es parte del proceso “del reordenamiento de la canasta familiar”, confirma el periódico camagüeyano Adelante en su edición del sábado.

Desde el pasado 1 de enero la distribución de pollo en las redes de racionamiento se rige por nuevas cuotas. Las empresas cárnicas de cada provincia se ocuparán de la distribución subvencionada de la carne de pollo, incluso las seis onzas que hasta diciembre pasado organizaba la industria de la Pesca en sustitución del pescado.

Kenia Medina Monesti, directora de mercado de la Empresa Cárnica de Camagüey, aclaró que con esta medida la población residente en áreas urbanas recibirá 12 onzas de pollo por persona nueve veces al año, mientras que en el mes de diciembre se obtendrán solo 8 onzas.

En febrero y septiembre habrá entrega, solo en zonas urbanas, para los niños menores de seis años, que tendrán derecho a seis onzas de pollo en cada uno de estos dos meses.

La distribución se hará de forma más espaciada en las áreas rurales, donde los consumidores tendrán la posibilidad de adquirir el producto solo cuatro veces al año, “en una cantidad equivalente a 10,6 onzas”, según la información.

Cada consumidor recibía al año 7 libras y 4 onzas de pollo por la libreta, de las cuales 6 onzas mensuales sustituían al pescado (el llamado “pollo por pescado”). Ahora los consumidores recibirán 1 libra y tres cuartos de pollo al mes en el caso de los adultos, y 11 onzas para los menores de 14 años. De esta manera, cada persona recibe tres cuartos de libra de pollo más que antes.

En 2014 la prensa oficial confirmó que la crisis pesquera, que redujo en un 75% el consumo de pescado, sería muy difícil de remontar, de manera que los productos del mar mantuvieron su ausencia de la cartilla de racionamiento.

“Hoy solo disponemos prácticamente de las pescas de nuestra plataforma y las provenientes de la acuicultura, las cuales conforman un total de poco más de 37.000 toneladas de pescado”, declararon funcionarios del sector, citados por el diario Granma. Esta cantidad se sitúa por debajo de las 200.000 toneladas, principalmente de chicharro y jurel procedentes de la Unión Soviética, que se consumían en la década de los 80 en la Isla.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15