POR LOS FRENTES DE IBEROAMÉRICA: COLOMBIA, LES NEGARON APOYO AÉREO MIENTRAS LAS FARC ASESINABA A 10 MILITARES

MINISTROJUANCPINZONYGENERALESRODRIGUEZYLASPRILLALos soldados no daban crédito a lo que estaba sucediendo. El mando militar, por orden de Juan Manuel Santos y del ministro Pinzón, había dado instrucciones muy precisas de no prestar apoyo aéreo. En la foto: Ministro Juan Carlos Pinzón con los generales Rodríguez y Lasprilla. ¿Por qué negaron apoyo aéreo a soldados atacados?

RICARDOPUENTESMELOPor Ricardo Puentes Melo- Periodismo sin fronteras

Hoy miércoles 15 de abril, en horas de la madrugada, miembros de la compañía Alirio Perdomo de la columna móvil Jacobo Arenas de las Farc, armados hasta los dientes con explosivos, morteros, granadas y fusiles, asaltaron la guarnición del ejército acantonada en la vereda La Esperanza, corregimiento de Timba, municipio de Buenos Aires, Cauca.

Poco antes de la una de la mañana empezó el asedio mientras los militares dormían. El ataque fue sangriento y sin tregua. Desde el mismo inicio del asalto, los terroristas lanzaron granadas y morteros que zumbaban por los aires y explotaron en medio de la tropa.

En los primeros diez minutos tres soldados murieron asesinados. De inmediato, solicitaron apoyo aéreo porque la embestida de los bandidos era feroz. Los habían cogido desprevenidos ya que Juan Manuel Santos, el ministro Pinzón y el general Rodríguez les habían informado que estuvieran tranquilos porque las FARC habían decretado cese unilateral al fuego.

Confiados en que el apoyo aéreo les llegaría pronto, como en épocas del gobierno de Uribe, los soldados aguantaron y aguantaron aguerridamente, sacando fuerzas de donde no las tenían.

Pero pasaron los minutos, las horas.. Los soldados no daban crédito a lo que estaba sucediendo. El mando militar, por orden de Juan Manuel Santos y del ministro Pinzón, había dado instrucciones muy precisas de no prestar apoyo aéreo.

Cuando a los terroristas se les acabaron las municiones, se alejaron tranquilos, apoyados y cuidados por los indígenas amigos, como si regresaran de un paseo.

Mientras tanto, en la guarnición, los soldados hicieron inventario del ataque: nueve soldados y un suboficial habían sido masacrados por los bandidos aliados del gobierno de Santos. En medio del dolor y el llanto, cubrieron los cadáveres de los asesinados y enviaron a 21 heridos graves a los hospitales y puestos de salud cercanos.

¡Estos son otros muertos que deben abonársele a Juan Manuel Santos, Juan Carlos Pinzón y el general Rodríguez..!

Y que no vengan a decir que el tiempo impidió la llegada del apoyo aéreo, porque los reportes meterológicos indican que había condiciones favorables para los vuelos en la zona.

¿Qué excusas sacará la cúpula militar? ¿Qué dirán el general Mora y los generales activos que viajan a La Habana? ¿Seguirán defendiendo a las FARC asegurando que los terroristas tienen buena voluntad de paz?

¡Qué horas amargas para Colombia..!

WordPress theme: Kippis 1.15