RAÚL CASTRO, EL IRANÍ: JUGANDO CON LA CANDELA Y CON EL MONO

hassanrouhaniconraulcastro

Hassan Rouhani con Raúl Castro

SANTIAGOCARDENASDR.Por Dr. Santiago Cárdenas- En primicia, especial para Nuevo Acción

La revolución bolchevique, la de  de octubre,  pertenece por derecho propio a la civilización occidental;  a la  de los Montes Urales pa’cá. Pero fué un débil y corto epifenómeno.  Unas cuantas líneas en  cualquier  buena enciclopedia (Gagarin en los celajes y el vodka por la libreta) donde pudiéramos leer y  constatar  históricamente el alineamiento constructivo de la  Rusia de Kiev a los EEUU. y sus aliados  durante los momentos mas tormentosos de las guerras mundiales. No podía ser de otra manera porque el ateísmo y el antiamericanismo de  Lenin y Stalin  fué una paja mental  de pocos años de duración  en la  milenaria historia  del occidente judeocristiano  exitoso y teísta.

Las rusias siguen pensando en clave de capitalismo y religión ortodoxa. Ahí tienen el bautizo de Putin y su destacado papel como mecenas  de “su iglesia”. Semejante a un Constantino  el Grande, el de Nicea; pero hablando en eslavo dieciocho siglos después.

Lo importante ha sido y  será la verdadera confrontación, desde las guerras médicas hasta las Torres. El clash de las civilizaciones que enfrentó primeramente el esoterismo oriental con el helenismo; y luego  el  islam con el cristianismo: Tours; Lepanto y el sitio de Viena. Tres buenas piedras como ejemplo pa ‘ el fogón de la intolerancia mesoriental. Que “ellos” no entienden por buenas razones ni diálogos  y hay que darle candela  como el macao. Ahí tienen  a Afganistán.

Hasta ahora, Cuba, esa enana pordiosera bajo el castrato, ha tenido a bien guardar la distancia  con el Profeta, el  Corán  y sus ayatolas.  Ese ha sido el  verdadero secreto de su supervivencia, mas allá de la carne rusa y el totí del bloqueo-embargo. El  genio satánico de Castro, Fidel I, el primero, el verdadero,  supo jugar—antes del Alzheimer—con la cadena de la geopolítica a las puertas del imperio; pero no con el mono.  Su hermano, inculto y cuartelario—el   malangón de Belén, a pesar de Abel Prieto—pretende  meterse en la pata de los caballos, y  dar un vuelco histórico que conducirá inevitablemente  a una  terrible confrontación east-west. Tiempo al tiempo. La crisis de los cohetes será entonces recordada como una niña de teta y calostro al lado de la madre de todas las batallas.

Que una cosa es  tirar piedras, antes y después del deshielo, con el  Papa y sus  oraciones de apoyo,   y otra  es  la guapería  con mezquitas   y  chiítas  a  tutiplén  hablando farsi; que no inglés, en  Prado y Malecón  !Caca niño!, que con eso no se juega.

Próximamente viajará o  viajó a Cuba el presidente  iraní;  ya  lo hizo el primer ministro. No me sorprendería  “el” vuelo  semanal (sucio) de  La Habana a Teherán. Entonces sí podemos estar seguros  que ese será el  pronto final de la involución cubana. Vivir pa’ ver.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15