SIN PARANOIA. ¿UD. QUE CREE? ¿CASUALIDAD, RACHA DE MALA SUERTE O JUGADA PARA AMEDRENTAR A POSIBLES SOCIOS DEL PROYECTO DE “ESTUDIOS TELE CUBA LIBRE”?

Arriba se ve la toma de pantalla de un virus troyano enviado a infectar el laptop que estamos usando provisionalmente para publicar la edición limitada de Nuevo Acción, mientras se limpia y rechace la computdora destrozada por malware. 

Una nota de Aldo Rosado-Tuero

Es de destacar que esta laptop nunca tuvo ataques hasta que hace tres días la comenzamos a usar para Nuevo Acción.

Voy a contar otros incidentes y percances ocurridos: Aun no hemos podido resolver el problema con el e-mail de Bellsouth.net (aldorosado1@ellsouth.net) que no recibe, ni nos permite enviar e-mails.

Después de recibir y pagar mis tarjetas de crédito por correo postal por mas de 40 años sin un incidente, este mes, no me llegó el estado de cuenta de mi principal tarjeta de crédito que no tiene límite de crédito. Afortunadamente me dí cuenta a tiempo y ya hice el pago acudiendo a una sucursal del banco emisor de la tarjeta, después de conversar con un representante del mismo que me aseguró que el estado de cuenta se mandó hace casi dos semanas..

Pero también, “casualmente” AT&T me acaba de notificr que no han recibido mi pago del celular de este mes, cuyo cheque fue enviado desde el día 23 del corriente mes. ¡Vaya el correo ha comenzado a fallar lamentablemente en mi barrio!

Y por último un incidente ocurrido hace algunas semanas atrás, cuando al sentir un fuerte olor a gas, salí afuera  y en la conección del gas de la calle que entra a mi casa me encontré dos tipos jóvenes, los que al preguntarles que hacián me respondieron que estaban comprobando los conductos del gas. Les dije que no tocaran nada y que esperaran un segundo y volví a mi casa en busca de  mi pistola para mantenerlos detenidos hasta que llamara a la compañía de Gas y o a la policía, pero cuando salí otra vez ambos se habían desaparecido. Habian cerrado el gas por unos instantes para que se apagaran los pilotos del calentador de agua, de la cocina y la secadora de ropa y luego lo habían vuelto conectar, con el consiguiente liqueo de gas dentro de la  casa. Cuando llamé a la compañía de gas me dijeron que ellos no habán mandado a nadie a mi casa.

Como yo no creo en brujerías, tengo una ligera sospecha de que hay algo detrás de todo esto que ha venido ocurriendo una cosa detrás de la otra, incluyendo el  “hackeo” a Nuevo Acción.

WordPress theme: Kippis 1.15