TED CRUZ Y LOS CUBANOS DE MIAMI

CUBANOSDEMIAMIPORTEDCRUZNota de la redacción : este artículo fue el otro que el servidor ” no logró rescatar” y que se había publicado para el pasado martes, pero tenemos la suerte de que teníamos el original  las fotos…y hoy se lo brindamos a los lectores.

FERNANDOGODOPARAILUSTRARARTICULOSPor, Fernando Godo

Esta imagen va tomando fuerza en las calles de Miami. Varias personas portan carteles con el nombre de Ted Cruz. Los conductores se detienen ante la luz roja y escuchan por los altoparlantes el efecto contagioso.

El entorno político del estado de la Florida ha sido sacudido por una sorpresa en la campaña republicana. Ted Cruz, el senador de Texas, gana terreno minuto a minuto. Una de las razones es su origen cubano. Pero hay otras.

Dotado por una capacidad oratoria impresionante, Ted Cruz es un político constitucionalista. “Uno de los alumnos más brillantes que ha pasado por la Universidad de Harvard en los últimos 50 años” ha dicho un profesor de la institución.

Ted Cruz se graduó en leyes y ha dedicado su vida a rescatar el prestigio de Estados Unidos. “Hay que acabar con el Cartel de Washington” ha repetido una y otra vez. Y es que a pesar de postularse por el partido republicano, no vacila en denunciar la corrupción, aun dentro de su propio partido.

Por eso el elector republicano conservador cree en Ted Cruz, y ha desplazado en la Florida a un “líder histórico” como Jeb Bush, e incluso a la figura emergente del establishment republicano, Marco Rubio.

Al comenzar la campaña, Ted Cruz era conocido en Miami por las personas que siguen la política a nivel nacional. Incluso entre ellos, muchos no sabían que su padre, Rafael Cruz, nació en Matanzas, y sufrió prisión cuando el gobierno de Fulgencio Batista, que en definitiva lo hizo partir de Cuba como exiliado político.

Ahora es diferente. Ted Cruz se ha impuesto como el más agresivo de los candidatos. Su programa incluye la abolición gradual del Internal Revenue Service (IRS), la agencia del gobierno (o policía política) que saca dinero del bolsillo de los ciudadanos.

La prensa demócrata <resalta> la figura de Donald Trump (mientras más lo atacan más personas lo siguen), porque creen que Hillary tiene más oportunidades contra él.

Pero ellos saben que el peligro real es Ted Cruz. Un hombre honesto y sin las manchas de Trump. Un hombre al que no tienen como atacar. “Donald Trump no teme a decir la verdad” me dijo un señor hace unos días. Trump (además de otras cosas que se le cuestionan), no tiene pantalones para incluir la abolición del IRS en su programa. Y de estos pantalones carecen los demás republicanos en campaña.

El gobierno asfixia cada vez más a los pequeños negocios con impuestos y regulaciones. Y con ello se avanza hacia la destrucción de la clase media, que es la mayor proveedora de empleos del país.

El programa de reducción de impuestos de Ted Cruz, incluye reducir al mínimo el tamaño del gobierno federal. Un ataque directo a los monopolios que compran a los políticos para ser favorecidos.

Ted es profundamente cristiano. Se opone al aborto y cree que el matrimonio es la unión sagrada entre un hombre y una mujer. Su programa incluye la lucha contra la inmigración ilegal, un tema manipulado por la prensa, casi totalmente controlada por los demócratas. Es un defensor de la segunda enmienda de la constitución, y propone una política internacional de lucha incansable contra el terrorismo, muy alejada de las concesiones que ha hecho el presidente Obama a los países que lo patrocinan.

Pero Ted también juega al dominó entre cubanos. Y su padre Rafael, además de ser pastor evangélico y tremendo orador, es un cubanazo conversador, enemigo acérrimo de la dictadura de Fidel Castro.

Por eso los cubanos de Miami ven a Ted Cruz como otro de los suyos. Y muchos se han alejado de políticos cuyas posiciones cambian como la temperatura del día a la noche; o cuyas campañas están financiadas por personajes que también dan dinero a los demócratas

Sigan la pista del dinero. Verán quien está comprometido y quién no.

Las encuestas señalan que los electores indecisos tienen a Trump como última opción. Esto da muy buen pronóstico para que Ted gane en las primarias republicanas. Y dado el desprestigio de Hillary Clinton y el partido demócrata…tengamos a Ted Cruz como próximo presidente de los Estados Unidos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15