UN BREVE Y OPORTUNO COMENTARIO

Por: El Director

La actitud personalista y totalitaria del fidelismo ha penetrado tanto en la siquis del cubano, que en muchos de los movimientos y partiditos opositores se hace evidente la misma estructura tan o más dogmática que la del PCC, y sus “líderes” asumen la misma actitud personalista y dictatorial, que ha caracterizado  a la nomenclatura castrista durante  su larga  tiranía.

Una vez derrumbada la dictadura totalitaria del castrato, habrá que implementar en Cuba, programas de desfidelización, tal y como se hizo en la Alemania de la post guerra, con los programas de desnazificación, si queremos que en nuestra patria reine algún día la democracia plena. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15